Noticias

A punto de declararse la fuerza mayor en campos petroleros del departamento de Arauca

Publicado:

  • “Estamos preocupados por los posibles efectos que pueda tener en los contratos lo que está sucediendo en este momento con el campo petrolero de Caño Limón el cual lleva 40 días sin poder bombear crudo por el oleoducto", sostuvo Pablo Rojas Palma, Presidente de la USO - Arauca



Los oleoductos Caño Limón y Caricare no transportan crudo desde hace 40 días. Cerca de 900 trabajadores de la industria del petróleo podrían suspendérseles sus contratos laborales si en las próximas horas la Occidental de Colombia declara la fuerza mayor al no haber producción de petróleo en los campos Caño Limón y Caricare en el departamento de Arauca.

 

Así lo hizo saber a Caracol Radio, Pablo Rojas Palma, Presidente de la Unión Sindical Obrera USO – Regional Arauca al expresar la preocupación que les asiste a los trabajadores en esta región.

“Estamos preocupados por los posibles efectos que pueda tener en los contratos lo que está sucediendo en este momento con el campo petrolero de Caño Limón el cual lleva 40 días sin poder bombear crudo por el oleoducto, esta situación llevará al caso que las empresas contratistas y la operadora OXY decidan suspender los contratos de trabajadores afiliados y eso realmente nos preocupa porque impacta negativamente en la economía del municipio y el departamento”, señaló el dirigente sindical.

Con esta decisión, explicó Rojas Palma se verían afectados entre 800 y 900 trabajadores, los que están ligados a las labores diarias que se realizan en el campo petrolero para lograr la producción de crudo, operaciones que no se realizan desde hace 40 días por las voladuras a la infraestructura petrolera que se han presentado en Arauca, Boyacá y Norte de Santander.

“Hay que tener en cuenta que en este momento Caño Limón y Caricare están prácticamente paralizados en lo que tiene que ver con la extracción y el represamiento del crudo y el almacenamiento en los tanques de producción para el posterior envío por el oleoducto”, apuntó en señalar Rojas Palma.

Argumentó en señalar el líder sindical que en la actualidad los campos están copados al máximo en su capacidad de almacenamiento, ningún pozo petrolero está en producción y un solo generador está prendido para alimentar el consumo interno de energía, mientras que los trabajadores de Occidental de Colombia y algunas empresas contratistas cumplen con sus trabajos misionales con rutinas y mantenimientos que están programando las empresas.

Esta situación la catalogó Rojas Palma como preocupante porque con la siete de atentados al oleoducto influye directamente sobre las labores y los trabajadores que se desempeñan en los dos campos de producción en Arauca.

El líder sindical dijo desconocer la situación actual que presenta el oleoducto Caño Limón Coveñas, el que maneja directamente Ecopetrol y que la información que se maneja es lo que se dice en el campo petrolero, que no se ha podido llegar a algunas zonas a realizar los trabajos donde se necesitan tras los ataques presentados por cuestiones de seguridad, otros por las condiciones de la zona y el clima.

El presidente la USO Arauca se mostró optimista al pensar que ojalá Occidental de Colombia no llegue a declarar la fuerza mayor, el que se requiere tras un permiso del Ministerio del Trabajo y adicionalmente hay que tener en cuenta que el oleoducto es el que declararía la Fuerza Mayor, ya que es propiedad de Ecopetrol. “Son cuestiones que Occidental analizaría y el respecto de los derechos de los trabajadores tomará la mejor decisión”, dijo Rojas Palma.

Ante este panorama desolador, frente a este tema laboral y la parálisis que por cerca de 40 días tiene la producción petrolera en la región, Pablo Rojas Palma como presidente la Unión Sindical Obrera USO, pidió a los actores armados excluir a los trabajadores del conflicto.

“Invitamos al gobierno, a los grupos insurgentes para que se logren los mejores acuerdos y diálogo, se genere un cese de hostilidades y así este país pueda progresar más. Consideramos que tenemos todas las capacidades del pueblo colombiano para poder progresar más en una clase trabajadora que ha sido reconocida no solo a nivel Colombia, sino a nivel del mundo y todo esto afecta negativamente a las familias colombianas, a los trabajadores del departamento y al país en general” terminó señalando Pablo Rojas Palma, presidente de la USO – Arauca.


Compartir en redes sociales